Navarra Tourism

Tudela: el claustro de la catedral reabre las puertas

(Plaza Nueva, 22/03/15 – photo by Itzalos) – El claustro de la catedral de Santa María, de Tudela, reabrió este sábado 21 de marzo sus puertas al público, tras concluir los trabajos de restauración que se han acometido en el templo durante los dos últimos años. La intervención ha tenido un presupuesto global de 1,2 millones de euros y ha permitido, entre otras actuaciones, la limpieza y consolidación de los capiteles de las columnas, que datan de finales del siglo XII.

La inauguración, que estuvo amenizada por un recital poético a cargo del Grupo Literario Traslapuente y una representación teatralizada por parte de los grupos As de T y Tertulia, contó con la presencia de la Presidenta de Navarra, Yolanda Barcina, y el consejero de Cultura, Turismo y Relaciones Institucionales, Juan Luis Sánchez de Muniáin, además de autoridades eclesiásticas y locales.

Para celebrar su reapertura, se ha organizado un programa de actos que se desarrollará a lo largo de los meses de marzo, abril y mayo, con conciertos, actuaciones de danza, conferencias sobre la historia, restauración y conservación del claustro, y jornadas de puertas abiertas, que tendrán lugar los días 21 y 28 de marzo, 11 y 18 de abril, y 16 y 23 de mayo, de 11.30 a 13.30 horas.

Rehabilitación del claustro

La restauración del claustro se ha llevado a cabo en dos fases. La primera, dotada con un presupuesto de 630.460 euros, se ejecutó en el año 2013 y resolvió el deterioro de la cubierta. La intervención permitió detener las filtraciones y, como consecuencia, mejorar las condiciones de protección de los capiteles, principal actuación de la segunda y última fase del proyecto.

Esta se acometió a lo largo de 2014 y principios de este año con un presupuesto de 600.000 euros, fruto del acuerdo alcanzado entre el Gobierno de Navarra, la Obra Social “la Caixa” y la Fundación Caja Navarra.

Las principales actuaciones de esta segunda fase, además de la limpieza y consolidación de los capiteles, han sido la reparación del artesonado y las arquerías del atrio, la restauración de la capilla de la Escuela de Cristo y el acondicionamiento del jardín, así como la mejora de la ventilación del pavimento, la limpieza y reparación de los muros perimetrales, y diversos trabajos de carpintería, electricidad e iluminación.

La actuación ha estado dirigida por la Fundación para la Conservación del Patrimonio Histórico de Navarra, adscrita a la Dirección General de Cultura, y en ella han intervenido veinte restauradores, además de canteros, albañiles, pintores, electricistas, carpinteros y jardineros.

Los capiteles del claustro

De los 58 capiteles que componían originalmente el claustro (42 en columnas y 16 en pilares de esquina), 24 se encuentran en buen estado, 18 presentan daños de mayor o menor gravedad, 5 están en estado tan grave que su lectura es muy difícil y 16 han desaparecido completamente, por lo que no se tiene referencia sobre las figuras representadas en ellos.

Recogen principalmente escenas religiosas, aunque también hay representaciones de la vida de la época, como la cacería del jabalí y otras escenas simbólicas con animales y seres fantásticos. Entre las representaciones religiosas, destacan las historias cristológicas, marianas y hagiológicas, algunas parábolas y temas del Antiguo Testamento que siguen las directrices del manual bizantino del siglo XII.

Predominan las figuras macizas y corpóreas, de grandes cabezas y ojos bien marcados, vestidas con telas de pesados plagados curvos. Sus gestos resultan sumamente expresivos.

En cuanto a la composición, la figura principal suele aparecer en un ángulo, mientras que las otras se sitúan en los lados, dirigiéndose a ella, aunque en ciertos casos el protagonista ocupa el centro de la cara del capitel. A las figuras se añaden en ocasiones fondos arquitectónicos y estilizados árboles o follaje, que dan idea de un desarrollo espacial o paisajístico.

Los capiteles, que se han restaurado con microproyección de polvo de piedra pómez en los parámetros lisos y con láser en los elementos escultóricos para no dañar el soporte, todavía conservan restos de policromía, especialmente visible en ojos y cejas, además de inscripciones relativas a los personajes representados.

La capilla de la Escuela de Cristo

Por otro lado, se ha actuado sobre el techo, paredes, suelo y mobiliario de la capilla de la Escuela de Cristo, también conocida como capilla de San Dionís.

Se trata de un oratorio mudéjar, que ocupa prácticamente toda la crujía oriental del claustro. Su origen es posiblemente del siglo XIII e incorpora una decoración de pinturas del siglo XIV y XV en las estructuras de madera que la cubren, que ahora ha sido recuperada.

Presenta una planta rectangular cubierta por una armadura de madera y a los pies se localiza el coro, también mudéjar.

Antiguamente estuvo bajo la advocación de San Dionís. El rey Teobaldo I fundó una cofradía con mismo nombre, del que fueron integrantes también los siguientes monarcas de Navarra. Este es el motivo por el que aparece el escudo del Reino de Navarra en el remate del retablo que preside la capilla.

Catedral de Tudela

La catedral de Tudela es uno de los edificios históricos más destacados de Navarra, tanto por el interés arquitectónico del templo y de sus dependencias, como por los bienes fijos y muebles que contiene, así como por las dimensiones del conjunto. Es uno de los primeros edificios de Navarra que en el siglo XIX fue declarado monumento nacional y, desde entonces, ha sido objeto de diversas obras de restauración y conservación.

Es un templo tardorrománico cisterciense de grandes dimensiones que se comenzó a construir a finales del siglo XII. Utilizó algunos de los cimientos de la mezquita mayor de Tudela (siglos IX a XI), que fue destruida para edificar el nuevo templo.

Las últimas obras de restauración en la catedral se acometieron entre 2002 y 2006, promovidas por la Fundación para la Conservación del Patrimonio Histórico de Navarra, con las aportaciones económicas del Gobierno de Navarra y la Fundación Caja Navarra. Los trabajos comprendieron el interior del templo, con actuaciones sobre la capilla del Espíritu Santo, las dependencias de la cabecera y la casa situada junto a la fachada occidental. Tuvieron una inversión de 9.292.876,07 euros.

Recientemente el Gobierno de Navarra anunció que restaurará la Puerta del Juicio, obra escultórica monumental en la que se marra el juicio final, que constituye un importante legado de estilo románico tardío. Para ello, ha iniciado las gestiones con el Ayuntamiento de Tudela y el Arzobispado.

Original source: http://www.plazanueva.com/actualidad/el-claustro-de-la-catedral-reabre-las-puertas-tras-su-restauracion/