Gastronomy Health

Una dieta que reduce el envejecimiento

Una dieta que imita el ayuno reduce los factores de riesgo del envejecimiento(M.Larkin – Scientific American, 22/02/17) – Hacer una dieta que imita el ayuno reduce los factores de riesgo de las enfermedades en la población saludable, de acuerdo con un estudio pequeño.
El equipo del doctor Min Wei, del Instituto de Longevidad de UCLA, evaluó los efectos de la dieta en distintos factores de riesgo de diabetes, cardiopatías, cáncer y otras enfermedades.
La dieta (ProLon, según su nombre comercial) es reducida en calorías, azúcares y proteína, pero rica en grasas insaturadas. Cuarenta y ocho participantes comieron normalmente durante tres meses y 52 hicieron la dieta especial durante cinco días por mes y comieron normalmente el resto de los meses.
A los tres meses, los grupos intercambiaron la alimentación. Algunos participantes tenían presión alta, colesterol HDL o “bueno” bajo, entre otros factores de riesgo.

En total, 71 participantes finalizaron el estudio publicado en Science Translational Medicine. Los valores del IMC, la presión, la glucosa en sangre y el colesterol mejoraron con la dieta, pero principalmente en aquellos con algún riesgo. Los efectos adversos fueron leves, como fatiga, debilidad y cefaleas.
Wei y el doctor Valter Longo, de University of California, San Diego, señaló en una entrevista que publica la revista que mientras “la gran mayoría” de los participantes tenían uno o más factores de riesgo de desarrollar enfermedades como la diabetes, las cardiopatías o el cáncer, “se necesitan ensayos clínicos de la FDA para demostrar si la dieta previene y trata las enfermedades”.

El doctor Joseph Antoun, CEO de L-Nutra Inc., que ofrece la dieta, dijo que “está diseñada para personas que desean mejorar la salud y el bienestar, con sobrepeso u obesidad que quieren adelgazar de manera simple y saludable, y con niveles anormales de biomarcadores de envejecimiento y enfermedades asociadas”.
Dicho eso, Antoun admitió que las personas con enfermedades comunes por el sobrepeso y la obesidad, como la diabetes, la enfermedad cardiovascular y el cáncer, no deberían hacer la dieta sin aprobación médica.
Tampoco está aconsejada para menores de 18, embarazadas o mujeres que están amamantando, ni personas con ciertas enfermedades metabólicas, hepáticas o renales que pudieran agravarse con la disminución del azúcar o la proteína en la dieta, o si se padece alergia a la soja o las nueces.
Es más, según dijo Antoun: “nunca debería combinarse con fármacos para bajar la glucosa en sangre, como la metformina o la insulina”.

Una dieta que imita el ayuno reduce los factores de riesgo del envejecimiento